lunes, 6 de julio de 2009

Dia 6 julio, domingo. Mansillas-Ponferrada (no ha habido mas remedio)

Estoy en el mega albergue de Ponferrada. Esta mañana he salido prontito de Mansillas hacia Leon muy poquito a poquito pues el cansancio empieza a acumularse y me faltan horas de sueño. Al alcanzar el punto negro de la entrada de Leon me he llevado la agradable sorpresa que por fin a alguien se le ha ocurrido desviar el itinerario para entrar de una manera menos suicida a la ciudad. Esta muy bien indicado y las flechas són tremendamente grandes, asi que no hay perdida ni para entrar ni para salir. El centro estaba recien barrido y regado y la plaza de la catedral completamente vacia. Ha sido fantastico pues en otras ocasiones casi no podia ni desplazarme con la bici de la gente que habia. En la salida de Leon he parado en una carniceria que tambien tenia pan y las chicas me han preparado un mega bocata de jamon leonés. Bueniiiissiiimooo!!! Hoy he triunfado con el bocata. Me he tirado por la nacional que va a Astorga detras de un bicigrino que por el tipo de bici parecia extranjero y al parar en la gasolinera nos hemos presentado. Parece que cada dia este Camino me regale un angelico y una nueva experiencia. Mi nuevo amigo se llama Rogero , esta recien jubilado y viene desde la Suiza italiana en una bici hibrida. Al principio parecia serio pero como yo tengo poco verguenza y mucho morro pues me he pegado a su rueda trasera y poquito a poquito hemos llegado a Hospital de Orbigo. Allí nos hemos despedido, él se iva veloz a cambiar las cubiertas traseras y yo me he ido por el Camino que va de Hospital a Astorga. Exceptuando este tramo (uno de los que mas me gusta por camino ) para mi esta etapa es practicamente por carretera, aun no puedo con la Cruz de Hierro.
Antes de subir me he parado a tomar unas frutitas y de repente ha aparecido de nuevo mi amigo Rogero, hemos ido subiendo juntos y las conversaciones iban siendo cada vez mas largas hasta que ha cogido concianza. En Rabanal del Camino hemos ido a tomar algo al Bar de Pilar y aun no habia entrado que la he oido gritar BICIGRINO!!!! Es una mujer encantadora. Creo que Rogero ha flipado con nuestra espontaniedad. Nos hemos tomado una cervecilla y hemos continuado. En la cruz de Hierro he depositado las piedras que arrastraba desde Paris, Chartres, Tours... ha sido muy emotivo. En el acebo he dejado a Rogero en una pensión y he seguido bajando.
Deciros que estoy muy contenta pero hoy me he mosqueado un poco. En el albergue de Molinaseca del Bikeline no me han dejado reservar pero a la mañana me han asegurado que habria sitio y nanai de la china. Los albergues estan repletos de peregrinos sin ampollas ni mochilas, de repente parece que haya entrado en otro mundo, el mundo del borreguismo. En el albergue público de Molinaseca si que habia sitio pero no para ciclistas, jaja pero si para peregrinos sin ampollitas. Bueno pues para Ponferrada. A una hora por delante iban Diego y Eduerdo avisandome de todos los contratiempos así que cuando he llegado al albergue ya tenia hasta la cama reservada. Bueno , esta bien esto , yo monto la logistica por la mañana y ellos la confirman por la tarda. Despues de la cena han llegado mis angelicos alicantinos , parecian tres croquetas del polvo que han tragado en la bajada de la Cruz de Ferro. Se lo han pasado pipa pero han llegado super tarde y solo hemos podido quedar para la próxima etapa. Espero que mañana encuentremos sitio. He decidido llamar a los albergues privados y reservar pues esto es una locura de gente.
Un besazo a todos y todas.
Por cierto, el contenedor es un modelo muy antiguo pero estaba en perfecto estado.
Ciao

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola Maria,

Vaya faena lo del albergue!! Y no veas que pedazo de ruta que has hecho, si yo pensaba hacer eso más o menos en dos días! Menos mal que voy a tener más tiempo para entrenar, porque si me pasara lo que a ti con el albergue, me da algo!
Por cierto, qué bonitas son esas piedras!
Ánimo un día más y no corras tanto que a este ritmo te veo en Santiago mañana!
nuevaxaki

guillernel dijo...

Albergue de Molinaseca...
Un pueblo con tanto encanto, no se merece un albergue como el que tiene (mejor dicho, unos hospitaleros, porque el albergue no está del todo mal).

Veo que sigues en tu media (por encima de los 100 km.) pese a que dices que notas el cansancio, así que en dos días te veo abrazando a Santi.

Hoy imagino que conquistarás el mítico Cebreiro y te nos plantarás por lo menos en Samos o Sarria, así que muchos ánimos y cuidate, que ya estás en la recta final.

Pedazo detalle lo de las piedras.

Buen camino.

gartzke dijo...

A por Cebreiro, que no se te escape.
A esto le queda poco, lo tienes chupao.
Un besazo
Salut i pedals